La boda de mi lectora: Marta

por Viernes, octubre 20, 2017

Como si de un cuento de hadas se tratase, la boda de Cristina no podría haber tenido un escenario más bucólico.

Y así, su preciosa historia me llegó a través de su hermano Juan, quien me confesó su “seria adicción” a mi blog y lo grata que sería la sorpresa para ella al ver su boda publicada.

Sin etiquetas 0 Comentarios 295

La boda de Carmen y Luis Miguel

por Jueves, octubre 19, 2017

Cuando Beatriz Álvaro me enseñó el vestido de Carmen, me enamoré al momento. Después, pude verlo en directo y me gustó aún mucho más. Y es que su diseño tiene un toque romántico que no deja indiferente.

La boda fue este verano en Altea. Su novio, ahora ya marido, tiene una casa familiar allí de toda la vida y a ambos les encanta el mar. Es por eso que decididieron hacerlo allí. A parte de ser un pueblo lleno de magia.

Sin etiquetas 0 Comentarios 293

Turó Park

por Miércoles, octubre 18, 2017

Este pasado largo fin de semana nos quedamos en Barcelona aprovechando para descansar y disfrutar de nuestras pequeñas Camila y Valentina, que como ya os he ido contando en INSTAstories cada día interactúan más entre ellas.

Ha hecho un tiempo increíble, incluso demasiado veraniego, y aproveché para estrenar mi nueva camisa de lunares que estaba deseando ponerme. Es como si con sólo ponértela alegrase tu estilismo, súper favorecedora y apetecible.

Sin etiquetas 0 Comentarios 239

La boda de Leticia y David

por Martes, octubre 17, 2017

Ambos fueron al mismo colegio de pequeños pero no se conocían. Él era amigo de su hermana y cuando ya estaban en la universidad, en una fiesta que organizó su hermana, se conocieron. Hace más de 10 años de eso y aún siguen juntos.

Se casaron en la iglesia de la Parroquia de las Esclavas de La Moraleja. Leticia siempre ha vivido allí, así que no podría habérselo imaginado de otra manera. La celebración posterior fue en una preciosa finca a 5 minutos de la iglesia, así que la logística era perfecta.

Sin etiquetas 1 Comentario 121

La familia es lo primero

por Viernes, octubre 13, 2017

No puedo creer que en poco más de 2 meses mi pequeña “bolita de anís” celebre su cumpleaños. Un año casi desde la llegada de Camila y puedo decir, honestamente, que me siento mucho más fuerte y, poco a poco, voy consiguiendo encontrar el equilibrio entre ser mamá y trabajo. Aunque nunca es un 50/50 perfecto, he aprendido a priorizar realmente mi tiempo con las niñas y Pablo.

Entre la familia y el trabajo, ya casi no tengo tiempo para mí, pero cuando lo hago, me doy cuenta de lo afortunada que soy. Con correr de un lado para otro entre reuniones y compromisos de trabajo y jugar, bañar, dar de comer o cambiar a las niñas, siento que estoy constantemente haciendo algo. Puede ser difícil, pero es bueno encontrar tiempo para relajarse y poder tomar distancia para darse cuenta de todo lo que sucede en realidad, la vida.

Sin etiquetas 6 Comentarios 240

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies

Suscríbete al contenido exclusivo del newsletter de Querida Valentina