TIENDA ABOUT CONTACTO BLOG

La canastilla de mini Valentina ya está a punto

Hoy quiero comenzar el post, al igual que hice hace unas semanas aquí, acordándome de dos amigas que han sido mamás en estos últimos días. Ángela con su pequeña Clara y América con su preciosa Casilda, millones de enhorabuenas a las dos. Y es que parece que la “recién inaugurada pandilla” de mini Valentina crece y va sumando nuevas pequeñas incorporaciones, porque casualidades de la vida, todas mis amigas embarazadas esperan niñas!.

Por fin puedo escribiros, desde mi estrenada clarividencia, los auténticos MUST HAVE de la canastilla del bebé para llevar a la clínica. He de reconocer que me he documentado a base de bien, pues al final he tenido “bibliografía” de los dos centros donde he estado realizando el seguimiento de mi embarazo (ya sabéis por temas logísticos), Ruber y Teknon; y después está toda la info que te apuntan tus amigas, tu comadrona, tu médico, tu madre, las señoras de la calle (porque realmente es curioso que todas las mujeres se convierten en expertas sólo por el hecho de haber dado a luz una vez)… conclusión: exceso de información. Así que he pensado escribir un breve listado con lo que he considerado imprescindible en la canastilla de mini Valentina.

1. De 4-6 camisas de batistas. Aquí podríamos usar también bodies de algodón, pero personalmente me resulta tan poco estético esos bebecitos con los bodies grandes que no les ajustan y el tiro les llega a las rodillas… Prefiero siempre 2 piezas y además, me encanta la textura tan agradable de las batistas.

2. De 4-6 jersey o chaquetitas de punto. Yo he optado por conjuntitos de camisa de batista + jersey + polaina como este, que no puede ser más idea, de Laupers con capotita de punto a juego. Si no conocéis la marca, os recomiendo que visitéis su web porque realmente es ideal todo lo que tienen.

3. De 4-6 polainas o ranitas. En mi caso he optado por las polainas porque pienso que es más cómodo para los bebés, ya que el calcetín ya está incorporado. Piensa que tu bebé siempre tendrá el mismo salto de temperatura, sea invierno o verano, ya que pasa del calor del vientre materno a la sala de partos (normalmente aclimatadas a unos 22 º C, sea invierno o verano).

4. Un par de toallas o arrullos. A mí me encantan las muselinas de Aden & Anais, que os enseñaba la semana pasada aquí, y del que hoy publicaremos la ganadora del sorteo del set de muselinas. Además son realmente cómodas y manejables y no ocuparán nada en la bolsa de canastilla.

5. Un chupete

6. Un gorrito de clínica. He de reconocer que no soy muy fan de este tipo de gorritos de algodón, pero parece ser que existen estudios que evidencian de su importancia para conservar el calor corporal del recién nacido.

7. Bolsa de canastilla. Yo me he enamorado del modelo Elodie de Pasito a Pasito, en piel gris y con compartimentos interiores para una mejor organización. Tiene el tamaño perfecto y además al ser en un color neutro, a los papás también les encantará.

8. Neceser con artículos de higiene para el bebé. En mi caso, esta pieza es de la misma colección Elodie que la bolsa de canastilla, y tiene un tamaño ideal. Me encantan los productos de Weleda, porque son naturales y tienen una amplia gama, y como perfume, soy una enamorada de Tartine et Chocolat.

Aún me queda el capítulo del equipaje para las mamis, del que os contaré en otro artículo. A mí personalmente aún me sigue dando quebraderos de cabeza y es que entiendo que después del parto te encontrarás regular físicamente, pero al menos mona y glamourosa para conocer a tu bebé, ¿no os parece?. Camisones cómodos pero ideales, como este de Diseño2 en batista y con lazo de raso, ya están en mi maleta!.

Para más inspiración, nos leemos en Facebook, Twitter e Instagram.

La boda de Sonia y Gonzalo

La boda de Violeta y Jaime

Inspiración: dahlia

La boda de Aína y Kiyo

Categories

Search

My Instagrams

Voir la fiche marchand sur Fia-net.com