El vestido de Elena

por Miércoles, septiembre 9, 2015

Hace unos días publicábamos aquí la boda de Elena y Javier, después de los comentarios de muchas de vosotras sobre su vestido me he animado a compartir en otro post todos los detalles de sus 2 vestidos.

Su vestido de novia estaba realizado en crêpe de seda de color blanco con aplicaciones de piedras de nácar cosidas a mano. Un espectacular diseño de Roberto Diz, y según me cuenta Elena, todo el proceso fue muy fácil y sencillo. Roberto captó su idea en una primera cita y al segundo día tenía dibujado el vestido de sus sueños. Él siempre tuvo en cuenta su personalidad y, contando con una increíble intuición, supo realizar lo que Elena tenía en mente.
Su ramo de novia fue realizado por Floristería Macarena Cardelo (Av. Cruz, 23 – Lora del Río, Sevilla – Tel, 95 580 18 36) una composición de hortensias blancas y verdes.

Como complementos llevaba unas sandalias de Jimmy Choo y unos pendientes en forma de aros en oro amarillo con diamantes de Aristocrazy. Fue maquillada y peinada por Manuel Cecilio, un gran profesional muy reconocido en Sevilla.

Para toda la organización contaron con Weddings with love, quienes prepararon una sorpresa para todos sus invitados: ¡una feria!. Con sus puestos de hamburguesas, perritos calientes, gofres de chocolate, palomitas…. Todo eso al aire libre en los jardines, mientras disfrutaban de la música de Priscila Due. Elena sorprendió también con un nuevo outfit, su segundo vestido fue un regalo de un amigo de la infancia, Berto Ganfornina, un excelente diseñador que se entrega al máximo en cada diseño que realiza. Él la conoce perfectamente y mientras Elena residía en Rusia, hizo a su antojo su vestido para la noche. Una preciosa pieza de tejido perforado bordado con perlas y lentejuelas sobre una piel de ángel de seda.

Una boda preciosa y emotiva que duró casi 24 horas, con unos invitados entregados a pasar un día especial junto a Elena y Javier. Todo el reportaje fotográfico fue realizado por Instantánea & Tomaprimera.

Para más inspiración, puedes seguirnos en FacebookTwitter e Instagram.

Sin etiquetas 10 Comentarios 0
10 Responses
  • Miriam
    septiembre 9, 2015

    Elena va espectacular! No me puede gustar más

  • saysa
    septiembre 9, 2015

    Guapísima!!

  • RACHEL
    septiembre 9, 2015

    El segundo vestido es un vestido de fiesta maravilloso, y ella lo luce como nadie. ¡Pero me parece una pena no lucir el vestido de novia durante toda la celebración!

  • GB
    septiembre 9, 2015

    Me encanta! No sabrás de donde son los pendientes que lleva con el segundo vestido no?

  • La perfecta Invitada
    septiembre 10, 2015

    El segundo vestido, el de fiesta, es ma-ra-vi-llo-so!!!!

    http://laperfectainvitada.blogspot.com.es

  • Celia Persempre
    septiembre 10, 2015

    El segundo vestido es maravilloso pero yo estoy con otra lectora, no me quitaría el vestido de Roberto Diz durante toda la boda!!!! Es impresionante!

  • paula
    septiembre 10, 2015

    El vestido de novia es una maravilla, lo que no me gusta es la coleta, poco glamuroso para casarse.

  • irene
    septiembre 10, 2015

    La conozco desde hace años y siempre ha sido una chica natural y sencilla, por lo que el peinado, que además es tendencia, me gusto para ella. En ella se cumple eso de que en la sencillez esta el gusto, y si era una pasada el vestido de Roberto Diz del que me encanto su original escote, me hubiera gustado que hubierais visto en vivo y en directo el segundo vestido de las manos del prometedor diseñador y amigo suyo, Berto Ganfornina, una autentica joya!!

  • Maria
    septiembre 10, 2015

    El traje de novia es precioso, y me sorprendió muy gratamente que Elena supiera distinguir lo que es una ceremonia religiosa, con traje más serio, mangas y escote «prudente», de lo que pueda ser un modelo para la fiesta. En los últimos años estamos viendo bodas en las que las novias lucen trajes preciosísimos que no encajan en absoluto con lo adecuado para la iglesia. No todo es la belleza del modelo, también debe contar su adecuación y oportunidad, y esos condicionantes escasean. Bravo por Elena que acertó de pleno en ambas situaciones. Estaba guapísima.
    Ya está bien de escotes «palabra de honor», más que repetidos y además inadecuados del todo para una ceremonia religiosa. ¿Es un tema de incultura?

¿Qué estás pensando?

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies